Porque es innata la necesidad de expresión desde que amanecemos en esta vida con el llanto en la garganta hasta el último suspiro que damos junto a una lagrima. Sobre papel, hoy una pantalla, se plasman los pensamientos, las vivencias y las lecciones que son demasiadas para enumerar. Me encontré con la urgencia de hacerme un rincón cibernético para juntar algunas palabras que expuestas forman solo el camino de mi vida, llena de expectativas, lagrimas, memorias, y conocimientos que con el pasar del tiempo fueron consolidando mi filosofía de vida.   Apenas una trayectoria de 35 años de los cuales los últimos 3 pesan como su mitad. Sobre este rincón quiero plantear razonamientos que me han hecho madrugar mirando hacia horizonte y observar el sol elevarse en el cielo como el milagro que realmente es. Mis lagrimas las he utilizado como lupa en este mundo donde todo debe ser examinado bajo una cosmovisión basada en la Verdad. Al sumarse el ingrediente del dolor, contrario al pensamiento común, se puede distinguir con mas discernimiento la autenticidad de las personas y las cosas que forman parte de nuestra vida. “La Pupila” es mi visión de las cosas, influenciada por mis vivencias personales y mis razonamientos alumbrados por la luz de las Escrituras.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s